Cómo elegir una cuenta bancaria o banco

Cómo elegir una cuenta bancaria o banco
5 (100%) 1 vote

Elegir cuenta bancaria adecuada

¿Es hora de abrir una cuenta bancaria pero no estás seguro de qué banco elegir? Es una elección importante ya que no quieres pasar por esto otra vez dentro de poco por haberte equivocado, cambiar de banco es un dolor de cabeza y es mejor fijarse bien cuando vas a cambiar a otro mejor que el que tienes ahora. Para elegir el mejor banco para tus necesidades, familiarízate con las opciones disponibles y luego elige la institución que mejor se adapte a tus necesidades.

¿Qué necesitas hoy de un banco? ¿ Y dentro de cinco años?

Probablemente tienes una razón para cambiar y pasarte a una mejor cuenta bancaria que la que tienes, y seguramente querrás hacerlo cuanto antes para no seguir pagando comisiones de más. Esto hoy en día no es problema gracias a las cuentas online, que las puedes abrir prácticamente de inmediato y sin apenas comosiones.

Por ejemplo, tal vez necesites un lugar para ingresar tu nómina, o tal vez esperas usar un banco que cobre menos comisiones que tu banco actual. Eso está bien y es bueno, pero aléjate y piensa en cómo tus necesidades pueden cambiar en los próximos años. Ten en cuenta esas necesidades futuras al evaluar los bancos y no te decantes sólo por una opción teniendo en cuenta lo que necesitas hoy en día.

Las cosas cambian, y es difícil predecir el futuro, así que la mayoría de las personas comienzan a enfocarse en las cuentas corrientes y de ahorros.

Tarifas, cuotas y comisiones de los bancos

Presta mucha atención a las tasas y comisiones que te cobra el banco que vayas a elegir: ¿cuánto ganarás en ahorros, cuánto pagas en préstamos y cuánto pagas por mantenimiento y transacciones?

Para el mantenimiento y el ahorro, los gastos y comisiones bajas son especialmente importantes de cara a tu dinero. Una tasa de interés ligeramente diferente sobre los ahorros no te va a hacer quebrar y quedarte sin dinero, pero los cargos de mantenimiento mensuales y las multas por quedarte por ejemplo durante unos días en número rojos pueden hacer una profunda mella en su cuenta.

Cuando se trata de ganar intereses sobre el ahorro o los depósitos, incluso una diferencia del 1%, podría no ser tan importante si lo tienes en cuenta con otro tipo de gastos.

Si sólo tienes 3,000€ en ahorros, esa es una diferencia de $30 por año entre los bancos. Si uno de esos bancos en cambio te cobra 10€ por mes sólo para mantener su cuenta abierta, la opción obvia es ir con cualquier banco que tenga cargos más bajos o que no te cobre comisiones, que hoy en día hay muchos donde elegir, especialmente en aquellos que están enfocados al mundo online como pueden ser Openbank, N26, Ferratum Bank… Son bancos que apenas cobran gastos por nada.

Cuando pides dinero prestado, ni siquiera tienes que pedir prestado a tu banco. Puede conseguir un préstamo de una cooperativa de crédito nueva cuando compres un coche, por ejemplo (incluso muchos concesionarios y marcas te ofrecen un crédito ellos mismos cuando vas a comprar uno).

Hay varias buenas empresas de préstamos online por ahí también – a menudo cobran menos que los bancos locales y las cooperativas de crédito.

Tipos de Bancos

Hay varios tipos de “bancos” que puede utilizar. La mayoría de ellos ofrecen productos y servicios similares (especialmente si sólo estás buscando cuentas corrientes o de ahorros y una tarjeta de débito para gastar), pero hay diferencias.

Los grandes bancos

Son los nombres que ya conoces de toda la vida. Verás numerosas sucursales en las concurridas esquinas de las calles de las grandes ciudades y verás que ocupan siempre los mejores locales. Estas instituciones tienen operaciones nacionales (y multinacionales).

Productos y servicios disponibles: casi todo lo que pueda imaginar (y más)

    • Los cargos tienden a ser altos, pero es posible que no se cobren (con depósito directo, por ejemplo)
    • Las tasas de interés en ahorros por lo general no son las más altas o directamente son muy bajas.
    • Las sucursales y cajeros automáticos que ponen a tu disposición son muchos.

Los bancos locales

Operan en áreas geográficas más pequeñas. Tienden a tener un enfoque más comunitario y son una parte importante de la economía local.

Productos y servicios disponibles:

    • Los cargos tienden a ser razonables, y las exenciones de cargos a menudo están disponibles.
    • Las tarifas de los ahorros son similares a los grandes bancos
    • Las sucursales y cajeros automáticos están disponibles localmente, pero es posible que tenga que pagar tarifas fuera de la red si el banco no participa en una red nacional de cajeros automáticos. (hoy en día prácticamente todos tienen algún acuerdo)
    • Los cargos tienden a ser bajos
      Las tasas de interés en ahorros son a menudo más altas que las de los grandes bancos, pero más bajas que las de los bancos en línea.

Los bancos online

Se han establecido con el paso del tiempo como una opción sólida y de hecho, vale la pena tener una cuenta sólo online aunque no la use regularmente. Dicho esto, utilizar únicamente una cuenta online hoy en día puede que te de reparos y en ciertas ocasiones es aún necesario contar con un banco físico donde acudir para determinadas operaciones.

Productos y servicios disponibles:

  • Cuentas de gasto y ahorro gratuitas
  • Los cargos tienden a ser bajos: la mayoría de las cuentas son gratuitas a menos devuelvas cheques o solicites ciertas transacciones especiales que por norma general no vas a utilizar.
  • Las tasas de interés en ahorros son a menudo más altas de lo que ofrecen los grandes bancos físicos.
  • Las sucursales y cajeros automáticos no existen, pero los bancos online participan en sólidas redes nacionales o reembolsan las tasas de cajeros automáticos gracias a acuerdos privados que tienen entre ellos, por lo que por norma general puedes sacar dinero desde un gran número de cajeros sin comisiones.

Muchos grandes bancos, sabedores de la competencia que este tipo de cuentas online les está suponiendo, se están lanzando a crear sus propias cuentas online exclusivas con las que puedes hacer prácticamente de todo pero con menos comisiones que si te abres la cuenta en la sucursal. Un ejemplo de ello es la cuenta online BBVA por ejemplo.

Tecnología y comodidad

A medida que reduces tu lista de bancos candidatos, mira las características importantes que realmente usarás en el día a día.

  • Depósito de cheques online: si alguna vez te pagan con un cheque físico, la forma más fácil de depositarlo es tomar una foto con la aplicación de tu banco.
  • Transferencias de banco a banco: busque bancos que ofrezcan transferencias electrónicas gratuitas a otras cuentas bancarias, tanto nacionales como Europeas por lo menos. Esto es algo básico en la mayoría de los bancos online, pero muchos de los bancos físicos de toda la vida aún siguen cobrando por esta simple operación tan cotidiana.
  • Mensajes de texto y alertas por correo electrónico: Es muy útil que tu banco te aviso por el móvil o con un email cuando algo está pasando en tu cuenta bancaria. Si te cobran algún recibo o si te quedas sin saldo, es de agradecer que te avisen para no llevarte sorpresas inesperadas. Incluso algunos bancos como N26, gracias a su aplicación, te mandan mensajes instantáneos a la pantalla de tu móvil con cada operación que se realice en tu cuenta.
  • Depósitos en cajeros automáticos: Resulta muy útil poder hacer un ingreso de dinero efectivo en un cajero automático. No siempre podrás acudir a la ventanilla de tu banco a hacer un ingreso de dinero en efectivo en horario laboral.
  • Horario del banco: Si vsa a hacer el banco en persona y piensas acudir a la sucursal, ¿son las horas adecuadas para tus necesidades? Lo bueno que tiene un banco online es que lo tienes al alcance de la mano las 24 horas del día, y si no es por ordenador y necesitas hablar con alguien siempre puedes llamar por teléfono a atención al cliente ya que suele estar disponible todo el día.

Seguridad del banco y cuenta bancaria elegida

A la hora de la elección de nuestra cuenta de banco tenemos que estar seguros siempre de que se trata de una entidad regulada y que nuestro dinero está asegurado.

Por norma general, este tipo de bancos están suscritas al Fondo de Garantías de Depósitos, el cual cubre tu dinero ante una eventualidad del banco hasta 100.000€.

Después de toda esta información, ¿ya sabes que cuenta bancaria elegir?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad. *

Responsable de tus datos: Xabier Prada Finalidad: envío de mis publicaciones, respuestas, así como correos comerciales. - Legitimación; es gracias a tu consentimiento - Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi proveedor de hosting Raiola Networks. - Tus Derechos: Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en contacto@sincomisiones.info. *